Supresión de Terapias de cura de la Homosexualidad: “Otra lucha en el Chile de hoy”

Etiquetas:

Gentileza Federación de Estudiantes Universidad de Chile


La semana pasada, la OCEP junto con el MOVILH realizaron una protesta exigiendo la renuncia de la Directiva del Colegio de Psicólogos por no rechazar expresamente las terapias que supuestamente curan la homosexualidad.

Los padres de Juan son conservadores y no miran con buenos ojos la fineza de trato de su hijo. El joven preocupado, y sintiendo dudas sobre su identidad sexual entra en depresión. Aprovechando que estudia en la Universidad de los Andes, acepta el ofrecimiento de terapia de la misma casa de estudios. Sin embargo, pasado unos meses su situación empeora, las terapias invasivas lo tienen al borde de la locura, siente miedo y culpa por su condición la cual no ha mejorado pese a tratamiento.

El año 2008, el Colegio de Psicólogos de Chile declaró a la sociedad que la homosexualidad no es una enfermedad, no obstante, en abril del 2009 a través de una entrevista realizada en la Nación, el Colegio de Psicólogos declaró “valorar positivamente la formación en psicología que imparte la Universidad de los Andes, que promueve terapias curativas de la homosexualidad ya que son coherentes con la visión y misión que promulgan, legitimando su acción discriminadora como parte de la democracia”.

Por su parte, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (MOVILH) ha acusado, en ese sentido, una “inmoral contradicción” en el Colegio de Psicólogos, pues en el pasado “ellos mismos han afirmado que este tipo de terapias atentan contra la dignidad de las personas”.

Conjuntamente con la Organización Chilena de la Estudiantes de Psicología (OCEP) demandarán la renuncia de la Directiva del Colegio de Psicólogos de Chile y de su Presidente, Leonardo Villarroel, quien ha“valorado” que instancias como la Universidad de los Andes promuevan la cura de la homosexualidad, por cuanto ello, a su juicio, se enmarca en la misión y principios del Opus Dei.

Es así, que el pasado 27 de agosto, diversos organismos protestaron exigiendo la renuncia de la Directiva del Colegio de Psicólogos de Chile, al no rechazar expresamente estas terapias, acusando a la directiva de “vulnerar su propio código de ética, así como las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, y de asociaciones internacionales de Psiquiatría y Psicología al no rechazar ni repudiar a aquellas instituciones o profesionales en Chile, promueven las terapias reparativas”.

Tamara Jorquera, estudiante de Psicología de la Universidad de Chile e integrante de la Organización Chilena de Estudiantes de Psicología (OCEP), indicó que “Esta manifestación es solo una etapa del largo proceso, por lo que continuamos trabajando en asambleas abiertas junto a organizaciones de diversidad sexual, estudiantes de psicología, psicólogos/as y otras personas”.

Por su parte, el presidente del MOVILH, Rolando Jiménez, sostuvo durante la protesta que “ya no somos los gays, lesbianas y transexuales quienes luchamos por el término de la homofobia y transfobia. Está despertando una sociedad más transversal”.

Cuestionadas terapias

Las denominadas “terapias curativas” o reparativas parten de la base de que la homosexualidad es UNA ENFERMEDAD reversible, por lo que mediante una serie de sesiones de trabajo se podría “reconducir” a los individuos en tratamiento. En nuestro país la Universidad de los Andes, ha realizado una serie de seminarios en torno al tema e incluso invitó a Gerard J.M. van den Aarweg. (Autor de numerosos libros, ensayos y artículos sobre la homosexualidad, aborda en este artículo las causas y las posibles soluciones de una de las variantes de la homosexualidad)

Entre los métodos cuestionados se encuentran la administración de inyecciones para provocar vómitos al ver imágenes de personas del mismo sexo, la obligación de masturbarse con el sexo opuesto y la administración de fármacos para disminuir el apetito sexual.

En la actualidad, el método más usado es la presión psicológica al paciente mediante la transmisión de la falsa idea de que puede cambiar su orientación sexual y, al igual que todos los otros procedimientos, este se cruza con visiones religiosas o ideológicas sobre lo que significa ser lesbiana, gay, bisexual o transexual.



2 tortazos:
gravatar
laura dijo...
3 de septiembre de 2010, 18:39  

me gusta tu blog, es divertido..no creas eso de ciberbasura..es poco probable con tus historias y pensamientos locos!!

cariños!

gravatar
grupo pinkdatechile dijo...
5 de octubre de 2010, 19:30  

Estimada Amiga:

Me gustó mucho tu blog, es por eso que me decidí a dejarte la
direccion de mi blog: http://pinkdatechile.wordpress.com/
y presentarte un nuevo concepto en chile sólo para mujeres que se
realizará proximamente, y si nos puedes incluir en tu blog como
enlace te lo agradeceriamos mucho. Espero te animes y tambien te
inscribas.

Saludos.
Sandra

Publicar un comentario